Hotel Sakalava_porche

Hotel Sakalava, para sentirte arropado

El hotel Sakalava, en la isla de Nosy Be, es uno de esos alojamientos especiales que, sin ofrecer lujos, consiguen hacerte sentir en el lugar perfecto. Por ello, si buscas un hotel asequible en Nosy Be te recomiendo mucho muchísimo que te alojes aquí. Te cuento por qué a continuación.

La calidez de lo sencillo: Hotel Sakalava

Hotel Sakalava_porche

El hotel Sakalava se encuentra en la ciudad de Hell-Ville, en la costa sur de Nosy Be. Se conforma de unas curiosas casas alrededor de un jardín central, lo que le da un aire exótico y, a la vez, muy auténtico.

Entre esas casas se encuentra también la vivienda de los dueños del hotel, una pareja encantadora. Yo tuve trato sobre todo con él, un hombre joven que, literalmente, te recibe con una sonrisa, los brazos abiertos y tres besos de bienvenida. Atento en todo momento y resolviendo, antes de que te des cuenta, cualquier percance que pueda ocurrir.

En el hotel Sakalava me alojé en dos ocasiones distintas.
En ambos casos estuve en una habitación doble, amplia, equipada con una decoración muy auténtica, limpia y con todo lo necesario para una estancia perfecta, incluyendo telas mosquiteras para las camas.

A diferencia de otros alojamientos de la zona, en este caso las mosquiteras estaban en perfecto estado, sin agujeros ni nada similar.
Además, la habitación contaba con baño privado y agua caliente, que siempre se agradece.

En la entrada, la habitación tenía un porche, compartido con la casita adyacente, que a mí personalmente me encantó. En el porche habían unos sofás y una mesita, así como una hamaca/tumbona perfecta para relajarte, leer un libro o echarle un vistazo a tu guía de viajes.

Habitación Hotel Sakalava

Habitación del Hotel Sakalava

Por el jardín del Sakalava solían estar merodeando dos perritos pequeños de los dueños del hotel. La verdad es que no podían ser más simpáticos y cariñosos. Yo, con lo que me gustan los perros, me derretía jugando con ellos.
Para aquellos que no son muy fans de las mascotas, he de decir que no molestaban para nada. No ladraban por ladrar, ni por el día ni por la noche, y tampoco hacían caca o pis por el jardín. Vamos, que si tu no les echas cuenta, casi ni te enteras de que están allí.

Así de a gusto se estaba en el porche, y así de monos eran los inquilinos caninos del hotel Sakalava

El desayuno estaba incluido en el precio de la habitación. Era casero y, aunque humilde, era más que suficiente para comenzar el día. Se servía en una especie de terraza situada en el edificio en el que viven los dueños. A nosotras nos sirvieron café y té, pan, mermelada de vainilla casera (muy común en los desayunos malgaches), pan y si no recuerdo mal algo de fruta.

El hotel cuenta con WiFi gratuita, está a unos 30 minutos del aeropuerto de Fascène y cerca del puerto, de donde parten barcos hacia Nosy Komba, por ejemplo.

Además, también está muy cerquita del Nandipo, un bar español con WiFi y buen ambiente, en el que sirven una comida muy rica y a buen precio.

La habitación en la que yo me alojé allá por 2014 costaba 18€/noche con desayuno incluido. Puesto que era doble, se nos quedaba en 9€ por persona y noche. Os puedo asegurar que la calidad/precio de este hotel en Nosy Be es excelente.

A la hora de marchar, la despedida fue tan amigable como la llegada. Un abrazo, buenos deseos y los tres besos de rigor. que me hicieron sentir que me iba de un hogar en lugar de un hotel.

Sin duda, este alojamiento en Nosy Be es especial, y por eso lo recomiendo a cualquiera que visite la zona. Un trato exquisito, un lugar acogedor, gente encantadora, y todo lo necesario para sentirte como en casa.

Si quieres ver todas las características de este hotel malgache, puedes echarle un vistazo a su perfil en Booking.

Si te gusta, comparte!
Share on FacebookTweet about this on TwitterPin on PinterestShare on Google+Share on LinkedInEmail this to someone

Comparte tus dudas y experiencias, ¡Exprésate!