fbpx
que ver en albarracín teruel

Qué ver en Albarracín en un día

En la provincia de Teruel, a algo más de mil cien metros de altitud y ocupando un meandro encajado del río Guadalaviar, se encuentra Albarracín, una de las localidades más populares entre la red de Los Pueblos más bonitos de España.

Aunque tanto la localidad de Albarracín como sus alrededores ofrecen multitud de planes que nos tendrían ocupados varios días, es habitual visitar este pueblecito en una escapada corta e incluso de camino a otros lugares.

Aún disponiendo de poco tiempo merece la pena pararse a conocer este bonito pueblo, así que toma nota de lo que ver en Albarracín en un día y lánzate a conocerlo.

Qué ver en Albarracín en un día

que ver en albarracín teruel

Para mí el mayor encanto de Albarracín es la configuración de su casco histórico en su conjunto: el color, las formas imposibles y la originalidad de sus edificaciones, así como las estrechísimas callejuelas que serpentean entre ellas, le otorgan una belleza indiscutible.

Su emplazamiento es otro también contribuye a su encanto, porque a medida que recorremos el pueblo nos vamos encontrando con unas bonitas vistas, tanto de la propia localidad como del entorno en el que se encuentra.

Estoy segura de que con solo dejarte llevar por las calles de Albarracín, sin rumbo y sin prestar especial atención a sus atractivos turísticos principales, ya disfrutarías mucho. Y es que es uno de esos lugares que invita a perderse por sus calles en busca de rincones pintorescos.

Por ello hablaremos primero de qué ver Albarracín en un día con un simple paseo por su casco antiguo (al ser peatonal la verdad es que se pasea en la gloria), y a continuación te detallaré los principales atractivos de esta localidad, tanto por si quieres asegurarte de que no los dejas atrás en tu paseo sin rumbo como si quieres visitarlos con más detenimiento.

Un paseo por Albarracín

El trazado de las calles de Albarracín es singular, atractivo. La compleja topografía del terreno en el que se encuentra el pueblo, aunque bien pudiera parecer un hándicap, ha resultado ser responsable de gran parte de su encanto, pues ha condicionado la estructura de ese trazado.

casas que ver en albarracín

Las enrevesadas construcciones de Albarracín

Así, las calles de Albarracín serpentean entre las construcciones adaptándose al terreno y salvando las barreras con elementos que no hacen más que contribuir a la belleza de la localidad: escalinatas, pasadizos, rincones sin salida cargados de lo más pintorescos, estrecheces imposibles...

Lo mismo ocurre con las edificaciones de Albarracín. La necesidad de adaptarse a las peculiaridades del terreno en el que se ubica este pueblo ha determinado la original “personalidad” de las construcciones que alberga.

Paseando por Albarracín enseguida notarás que muchas de sus casas tienen formas casi imposibles, ocupando espacios ínfimos o solpándose una casa con otra; con muros irregulares y fachadas que parecen echarle un pulso eterno a la ley de la gravedad.

¡Ni se te ocurra pasear por Albarracín sin mirar al cielo al recorrer sus calles! Y es que solo así apreciarás hasta qué punto parecen estar haciendo equilibrismo las casas de Albarracín.

arquitectura albarracín

Los edificios de Albarracín y los aleros de sus tejados parecen encerrar el cielo en muchos rincones

Los aleros de sus tejados se aproximan tanto que incluso llegan a tocarse y, en algunos casos, parecen encerrar casi por completo las callejuelas más estrechas.

Pero además de esas formas imposibles que llaman la atención, el mero aspecto de las edificaciones las hace realmente bonitas.

En ellas predominan los colores rojizos y anaranjados, fruto del yeso utilizado en las fachadas, el material característico de Albarracín, que le da un aspecto bastante armónico al pueblo.

En muchas de sus fachadas podrás ver entramados de madera, que a mí personalmente me encantan, así como otros elementos que no hacen más que embellecer estas casitas: ventanucas preciosas, parras enormes que trepan sin fin, balcones de todo tipo...

De verdad. No dejes de pasear por Albarracín sin rumbo y prestándole atención a todos los pequeños detalles independientemente de que se trate de uno de los edificios emblemáticos de la localidad o de una vivienda “cualquiera”. Así fue como más disfruté de esta localidad.

Lugares de interés que ver en Albarracín

Catedral de Albarracín

catedral de albarracin arco

Torre de la Catedral de Albarracín vista desde los arcos de la Plaza Mayor

Es difícil que pases por alto la Catedral del Salvador, más conocida como Catedral de Albarracín, ya que sobresale notablemente y es inconfundible.

Edificada en la zona más elevada de la localidad y situada junto al castillo, cuesta apreciarla de cerca por la falta de espacio y perspectiva; pero si quieres disfrutar de una bonita vista exterior de la catedral y su emplazamiento dirígete hacia el final de la calle Palacios, a la altura del Hostal los Palacios.

Palacio Episcopal

Con una fachada rojiza y una portada barroca el Palacio Episcopal de Albarracín lo encontrarás junto a la catedral, enfrente de la Casa de los Monterde. Es el edificio de mayor importancia de la localidad y alberga el Museo Diocesano y la sede de la Fundación Santa María de Albarracín.

Plaza Mayor y Ayuntamiento

En el «centro» del casco urbano de Albarracín se encuentra la Plaza Mayor en la que, a su vez, encontramos el Ayuntamiento, que con su planta en forma de «U» cierra casi la mitad de la plaza. En la esquina derecha de este hay un mirador desde el que se puedes disfrutar de unas bonitas vistas, así que ¡no dejes de echar un vistazo!

albarracin ayuntamiento

Ayuntamiento de Albarracín

Castillo de Albarracín (o Alcázar de Albarracín) y sus murallas

En el punto más alto del casco urbano de Albarracín y recientemente restaurado este castillo y yacimiento arqueológico, que fue alcázar musulmán de la familia de los Banu-Razin y forma parte del sistema defensivo de Albarracín junto a las murallas, la Torre del Andador y la torre de Doña Blanca.

Consejos para visitar Albarracín durante la pandemia y en cualquier otro momento

Aparcamiento:

Como he mencionado de pasada, todo el casco histórico de Albarracín es peatonal, por lo que toca prescindir del coche.

pasear por albarracín

Se puede aparcar justo a la entrada de la localidad, cerca de la Oficina Comarcal de Turismo, o un poquitín más abajo, en las inmediaciones del Parque Municipal, donde encontrarás varias zonas de aparcamiento gratuitas.

Una alternativa es aparcar en la zona alta de Albarracín, detrás del Castillo, pero es más complicado encontrar aparcamiento y toca pasar por alguna calle estrecha, así que de esta opción mejor echar mano solo si no encontraras aparcamiento a la entrada del pueblo.

También podría interesarte esta zona para aparcar si te vas a alojar en algún hotel que se encuentre en la parte alta, en cuyo caso será recomendable consultes de antemano con tu hotel la mejor opción para dejar tu coche (sobre todo si vas cargado/a con mucho equipaje).

Apuesta por un calzado cómodo

Las calles de Albarracín, aunque con mucho encanto, son empedradas y en muchos casos empinadas. Por tanto, para perderte por sus callejuelas y disfrutar al máximo de tu visita te aconsejo optar por un calzado cómodo y, sobre todo, prescindir de zapatos con tacón.

Visitas guiadas por Albarracín

Si quieres asegurarte de que no se te escapa nada de lo que ver en Albarracín y/o quieres enriquecer tu visita a la localidad con explicaciones de un guía, puedes optar realizar una visita guiada. Hay visitas guiadas en grupo por unos 5€, incluyendo además la entrada a la Casona Noble; así como tours privados con guía para grupos de 5 personas o más, por lo que esta opción puede ser muy interesante si vas a visitar Albarracín en familia o con un grupo de amigos.

Alojamiento en Albarracín

A pesar de ser chiquitín, Albarracín cuenta con una oferta de alojamientos bastante amplia. Entre sus callejuelas hay numerosos hotelitos y hostales y, además, también hay un camping en la zona si prefieres ese tipo de alojamiento.

Puedes echar vistazo de los alojamientos disponibles en Albarracín en el siguiente mapa (si quieres ver los detalles de algún alojamiento en particular, haz clic en él):

Albarracín, un lugar muy visitado (por lo general)

torre albarracín

El encanto de Albarracín es bien conocido, y esto hace que sea un lugar muy visitado.

Con destinos así siempre conviene planificar bien nuestra visita, tanto si queremos evitar masificaciones como si necesitamos asegurar alguna reserva (alojamiento, visitas guiadas y demás).

En mi caso visité Albarracín durante el COVID-19, concretamente en el mes de octubre, un miércoles.

Quizá la combinación de ir fuera de puentes o temporada alta, un día entre semana y en “periodo de pandemia” hizo que no estuviera masificado, pero aún así había más gente que en otros lugares menos conocidos que he visitado en las mismas fechas/condiciones.

Por tanto, es probable que si visitas Albarracín en estos tiempos extraños de COVID, que no sabemos cuándo acabarán, encuentres menos gente de lo habitual, lo que te permitirá disfrutar con más tranquilidad de este pueblo bonito; aún así, siempre que quieras darle esquinazo a las masas lo mejor es tratar de evitar los fines de semana, puentes o periodos vacacionales típicos.

Si vas a visitar Albarracín solo de paso (no vas a hacer noche y solo quieres darte un paseo por sus callejuelas), intenta hacerlo temprano, que eso siempre funciona para disfrutar de los lugares turísticos con más calma y menos gente.

Si no te queda otra que ver Albarracín durante un finde o temporada de vacaciones y necesitas reservar alojamiento y otros servicios turísticos, te recomiendo que lo planifiques con antelación.

Albarracín en tiempos de COVID

Ojalá estos últimos párrafos se quedaran obsoletos mañana mismo, pero como parece que no nos quitaremos la pandemia de encima tan fácilmente, me gustaría añadir algo más por si visitas esta localidad en tiempos de pandemia.

Las restricciones y la mascarilla

cartel mascarilla covid albarracin

Las restricciones por COVID varían de unas comunidades a otras y, por si fuera poco, también varían a lo largo del tiempo en función de la situación. Por tanto, antes de tu visita, no olvides comprobar bien cuáles son las medidas y restricciones en la Comunidad Autónoma de Aragón y en el propio Albarracín.

En octubre las restricciones en Albarracín eran las estándar: distancia de seguridad, si esta no se puede mantener usar mascarilla, reducción de aforos... pero las medidas han ido endureciéndose y relajándose en diferentes momentos, así que, de nuevo, no olvides comprobarlas independientemente de las restricciones que haya en tu comunidad o ciudad porque pueden ser distintas.

Sí cabe destacar que al adentrarse en sus callejuelas es necesario tener la mascarilla puesta, ya que como son tan estrechas en muchos casos si te cruzas con alguien no hay espacio suficiente para mantener la distancia de seguridad. En cualquier caso, está indicado con un cartel bien visible para que no se te olvide.

En este apartado de la web del Gobierno de Aragón encontrarás actualizadas las medidas vigentes frente al COVID. 

Menos gente, pero también menos servicios

Como comentaba, la afluencia parece menor, ya que en este periodo de pandemia hay menos movilidad de personas, menos turismo.

Esto es positivo para ti si quieres disfrutar de Albarracín sin hordas de turistas, pero también tiene su lado negativo, como la menor oferta de servicios. Cuando yo estuve habían bastantes establecimientos cerrados, por lo que se puede complicar, por ejemplo, encontrar un restaurante para comer, sobre todo a deshoras.

Disponibilidad de alojamiento en Albarracín durante la pandemia

En cuanto a los alojamientos, la verdad es que había muchos en funcionamiento, así que a priori no deberías tener problema para encontrar un lugar donde alojarte.

Sin embargo, la pandemia está haciendo mucho daño al sector turístico, y en otras localidades son muchos los establecimientos hoteleros que han cerrado temporal o permanentemente. Como no sé cuánto se alargará la pandemia ni cuándo leerás esto, mi consejo es que compruebes bien los alojamientos disponibles y llames al alojamiento que te interese si es necesario.

Quizás también te interese:

Si te gusta, ¡comparte!

Deja un comentario